Eduardo Galeano sobre Messi, Maradona y el fútbol

Compartimos el tercer corto de la entrevista que desde La Mella – Presidencia FUBA hicimos al escritor uruguayo Eduardo Galeano.ç

Anuncios

La Mella – Presidencia FUBA le entregó una distinción a Eduardo Galeano

El Jueves 14 de Julio de 2011, desde la Federación Universitaria de Buenos Aires le entregamos la distinción “Deodoro Roca” a Eduardo Galeano por ser “ejemplo para la juventud latinoamericana en la construcción de una cultura popular contrahegemónica”.

En el Café Brasilero de la Ciudad Vieja de Montevideo le hicimos entrega de la distinción y realizamos una entrevista a la que próximamente estaremos dando difusión. Durante la charla que con él mantuvieron Ignacio Kostzer, presidente de la FUBA y Juan Manuel Karg, Secretario de Integración Lationamericana, Eduardo habló de diversas temáticas que fueron variando desde el papel de la Juventud en los procesos de transformación social hasta su obra literaria, pasando por la situación de los procesos latinoamericanos actuales y el lugar de los intelectuales en la sociedad.

Sobre los pueblos de Nuestra América, Galeano afirmó: “Por suerte somos distintos, por suerte somos diversos, pero también por suerte tenemos caminoscomunes que recorrer. Algunos origenes comunes, pero sobre todo destinos comunes a los cuales apostar para poder liberarnos porque nos liberamos juntos o seguimos presos”.

En torno al papel de los jóvenes aseguró: “Lo primero que tendría que hacer la juventud es no aceptar consejos. Decir: ‘dejensé de joder con los consejos, ustedes ya fracasaron todos: no nos den más consejos’. Eso es lo que tiene que decir la juventud, empezando por ahí”.

La nota de color se dio al final de la entrevista cuando intercambiamos opiniones de fútbol hablando, entre otras cosas, de Maradona, Messi y la particularidad del fútbol latinoamericano. “Me gusta mucho Messi. Creo que de verdad es el mejor del mundo. Pero sobre todo me gusta porque todavía no se cree Messi. Ojalá que nunca se la crea, porque eso le permite jugar con la alegría de un pibe de barrio, un chiquilín”, expresó el escritor Uruguayo sobre el delantero del Barcelona.

“En general el fútbol profesional aniquila ese placer de jugar porque te obliga a sustituirlo por el deber de ganar. Y éste es implacable. Atrofia todo, en primer lugar la fantasía, la libertad, la espontaneidad. Hay que ganar o ganar y Messi ha conservado intacto ese placer de jugar. Eso lo hace más admirable que nadie”, argumentó Galeano.

Galeano se despidió firmando una réplica de la distinción entregada por la FUBA con la siguiente dedicatoria: “Un abrazo de muchos brazos para ustedes, muchachos, compañeros del camino. Eduardo”.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.