8 de Junio: Adherimos a la Jornada Nacional de lucha convocada por la CTA


Desde la Juventud Rebelde-Rebelión, adherimos a la Jornada Nacional de lucha convocada por la CTA (Central de Trabajadores de Argentina) del próximo viernes 8 de junio, que se manifestará en un paro nacional de los gremios que la integran, con movilizaciones y cortes de ruta en distintos lugares del país.

 

Pensamos que en el actual momento, la situación de los trabajadores y trabajadoras de la Argentina hace necesario ir por más.

 

Por un lado, porque en la última década, hemos podido recuperar terreno en lo que hace a niveles de ocupación, reivindicaciones salariales y logros organizativos (crecimiento de la actividad sindical, nuevas experiencias de gremialismo combativo). Las tasas de sindicalización han aumentado y podemos decir que los trabajadores argentinos estamos por encima de la media mundial, con un 38% de afiliación en el sector privado (en el sector público las cifras son aún más altas)

 

Por el otro, porque aún estamos lejos de revertir derrotas que se originaron décadas atrás, pero son sostenidas activamente en la actualidad por la voracidad de las patronales y el apoyo o connivencia del poder político. En el marco de las paritarias anuales, y con una inflación inocultable, los trabajadores en la mayoría de los casos apenas logramos conservar el poder adquisitivo de nuestro salario, alejándonos de pelear una mejor remuneración. En los últimos diez años, el salario real creció, en promedio, menos del 2% mientras que el PBI se incrementó en un 90%, desmintiendo hasta los análisis más tibiamente optimistas sobre avances sustanciales en cuanto a distribución de la riqueza. Nuestras condiciones de trabajo pueden generar enfermedades evitables, afectan nuestro tiempo libre, e incluso llevan a que haya más de mil muertos al año por accidentes de trabajo. Estos asuntos, sin embargo, suelen estar fuera de la mesa de negociaciones al igual que la precarización laboral, verdadero flagelo para nuestro nivel de vida (que impone normas de trabajo “flexibles” y fuertemente insalubres) y cuña para nuestras posibilidades de organizarnos (al dividirnos en diversas formas de contratación).

 

Párrafo aparte merecen los compañeros en negro (35% del total) privados de jubilación, protección sindical, vacaciones pagas, y ajustes salariales regulares. O el 8% de desocupados o “informales”, que si bien son muchos menos que en épocas recientes de nuestra historia, apenas subsisten con empleos ocasionales o planes sociales.

 

Por todo esto, y porque pensamos que los trabajadores y las trabajadoras debemos tener nuestra propia agenda de reclamos y nuestro propio proyecto de poder para aportar a la liberación de nuestro país, apoyamos la jornada de lucha convocada por la Central de Trabajadores de Argentina (CTA) y convocamos a acompañar la movilización principal de ese día a Plaza de Mayo, partiendo de 9 de Julio y Av. De Mayo a las 13hs.

 

Porque no nos alcanza: salario mínimo = $5000

 

El salario no es ganancia: fuera el impuesto al salario

 

82% móvil para nuestros jubilados y jubiladas

 

Planes sociales equivalentes al salario mínimo

 

No al tope a las asignaciones familiares

 

Por un proyecto de país donde los trabajadores y trabajadoras seamos protagonistas
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s